Consejos, Maquinaria de Hostelería

Ser el mejor barista con una buena cafetera de filtro

Ser el mejor barista no siempre implica tener una cafetera demasiado cara. De hecho, en este artículo contamos cómo es posible convertirse en el mejor barista utilizando para ello una cafetera de filtro. A continuación, explicamos la importancia que tiene la calidad del café y cómo esto provoca la fidelización de los clientes en una cafetería.

La calidad en el café que ofrece una cafetera de filtro

Una cafetera de este estilo permite obtener una máxima calidad en el café, debido a que es la que más mima el producto. De hecho, es una de las opciones más escogidas por los baristas profesionales. En un principio, puede parecernos que el café en filtro y el espresso siguen una técnica similar; es decir, se trata de verter agua caliente sobre un café molido y así extraer todos los aromas y sabores presentes en el café.

Sin embargo, mientras que el agua es empujada por presión en el espresso, en el café de filtro cae únicamente por efecto de la gravedad. Esto supone que tarda más tiempo en formarse el café, pero se consigue que sea menos ácido y se extraen más aromas. Así, el café de filtro requiere que la calidad del café sea la máxima posible, para así poder apreciar todos los aromas contenidos en este.

Cómo ser el mejor barista

Sin duda, la práctica es fundamental para conseguir convertirnos en los mejores baristas. Hacer muchos cafés y acudir a diferentes cursos para formarnos nos ayudará a conocer las novedades y los mejores trucos para elaborar el café. Además, rodearse de profesionales del sector y leer información constantemente son otras de las claves que nos permitirán mejorar en nuestra profesión.

Tipos de café para sorprender a tus clientes

La variedad de cafés y de formas de elaborarlo es tremendamente amplia. Para sorprender a los consumidores, pueden prepararse los cafés tanto sin leche como con ella, que pueden clasificarse como cafés sin leche o con leche. Pero si se busca algo más original, existen otras combinaciones como las que se comentan a continuación.

Por ejemplo, el café solo puede mezclarse con whisky, azúcar y crema de leche para formar un espectacular café irlandés. Otra opción es la del capuccino, un café espresso con espuma de leche y cacao espolvoreado sobre él.

Por otro lado, está la posibilidad de dar un giro completamente al café y mezclarlo con especias como pueden ser vainilla, canela, cardamomo o especias como el curry. Pero para sorprender de verdad están las mezclas de café con yogur o añadiendo alimentos como el queso, que marida a la perfección con esta bebida.

Como podemos ver, ser el mejor barista utilizando una cafetera de filtro es muy posible. Y es que lo más importante es la calidad del café empleado y la forma de prepararlo, sacándole el máximo partido. Por ello, de entre todas las máquinas para restaurante con las que podemos contar, las cafeteras de filtro son una opción ideal que nos permitirá dar a los clientes ese sabor único a café que tan difícil resulta conseguir en casa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *